¿Debe dimitir el ganador?

26 de noviembre de 2012  | por Iñaki Gabilondo |  , , , , ,  |  7 Comentarios
Tuenti
Compartir en Menéame

 

 

El error de cálculo de Artur Mas ha sido de tal categoría que tendría sentido preguntarse si el vencedor de las elecciones debe dimitir. Según Iñaki, lo que ha ocurrido en Cataluña es una especie de “bochorno público” y va a tener que ser revisada toda la situación de Cataluña actualmente en España para, después, “abrirse todo el melón del Estado de las autonomías”.

Más información:

CiU gana las elecciones en Cataluña pero fracasa en su órdago soberanista

Artur Mas: “Hasta ahora hemos ido solos y la gente nos ha dicho que vayamos acompañados”

Felipe González: “No hay más remedio que dedicarle mucho tiempo al diálogo y entendimiento entre Cataluña-España”

 

 



7 Comentarios


  1. Los resultados electorales que han resultado no están muy lejos de otros resultados conseguidos en Cataluña en su historia más o menos reciente, ha sido eskerra quien ha recuperado una posición que había perdido en las últimas elecciones a favor del PSC.
    La diversidad está muy extendida en nuestra sociedad española y por ende en la misma sociedad catalana, como lo está en la sociedad vasca.
    Se veía venir este resultado y no creo que Artur Mas no lo asumiera como posibilidad.
    Creo que Artur Mas se ha equivocado por completo, por una parte en adelantar las elecciones, por mucho que creyera que de esa forma iba a capitalizar la política catalana, y por otra parte se ha equivocado en creer que él podría aunar las esperanzas soberanistas que desde tiempos muy distantes representa Eskerra.
    El mapa político que ha resultado es heterogéneo y el partido del gobierno, es decir el PP debe saber interpretar ese resultado de una forma reflexiva. Pero mucho me temo que la simplicidad con la que actúa el gobierno va a dar una interpretación simplista y reduccionista de los resultados electorales.
    Artur Mas debe hacer algo que ejemplifique su enorme error de cálculo, pues ha sido un error de los que exigen responsabilidades.

  2. Artur Mas ha salido derrotado en estas elecciones, pero quien verdaderamente está en un campo de minas es el PSC. Permitidme empezar por CiU.
    Debemos recordar en que marco CiU consiguió los resultados de hace dos años: CiU era la alternativa a un tripartito que había quedado muy desgastado después de dos legislaturas llevando hacia delante el Estatut. Ahora tienen 50 escaños, pero saben que es muy difícil que bajen más, pues debemos tener en cuenta que tanto con las políticas sociales como en las políticas Catalunya – España han radicalizado su voto, así que los que le han votado son los votantes fieles.
    En el caso del PSC dicen que han salvado los muebles pero nada les asegura que hayan dejado de caer. Digo esto por que después del espectacular salto de C’s el PSC ha quedado totalmente rodeado. Ha quedado totalmente rodeado de partidos con partidos de idearios parecidos pero con unas posiciones claras. En el caso de las políticas sociales tenemos a ICV que sin duda su lema ha sido la defensa férrea de las políticas sociales, en el caso de las relaciones Catalunya – España esta entre la espada y la pared: por un lado tiene la pared de ERC que defiende el independentismo y por otro a C’s que ahora que ha dejado de ser un grupo minoritario es la espada de los que piden una España unida.
    Estos grupos parlamentarios han dejado al PSC sin un territorio de voto fiel. Personalmente creo que el PSC debe decidir qué suelo electoral quiere defender delante estos tres frentes pues no puede tenerlos todos (al menos en las autonomicas, en las generales ya es otro cantar) y todo indica que si no lo hace va a seguir cediendo en todos los frentes.

  3. Creo que Mas debe dimitir después del ridículo alcanzado por su órdago independentista. Es mas, creo que Mas dimitirá para posibilitar la continuación de los pactos, por otra parte nunca rotos, entre PP y CiU. Ambos partidos necesitan de ayuda mutua en su batalla por ser exculpados de las acusaciones de corrupción que pesan sobre ellos, y los dos priorizan los intereses del capital, en la salida de la crisis. Les veo apoyandose, aunquwe sea en secreto.

  4. Hoy la noticia es Mas y el pueblo catalán. Como siempre el pueblo corrige los desvaríos de sus dirigentes, ellos se empeñan en hacerlo mal y nosotros les damos una nueva oportunidad. La apuesta de Mas fue muy atrevida, con un riesgo no bien medido y los electores le han corregido el tiro. Si en su planteamiento hubiera sido más humilde es posible que en estos momentos no estuviera en la tesitura que se encuentra, me voy o me quedo. La clase política toma el todo por la parte y es un grave error. Mas se envolvió en la bandera de Cataluña como si fuera suya. Y no lo es, es de todos y por lo que se ha visto, bastante repartida. Por ello y para el bien de todos, no debería de ser el candidato propuesto por CIU para la Generalitat, hace falta un hombre templado, con tacto y que no esté contaminado. Ese es Duran Lleida.
    Muy mal por el PP aprovechando un panfleto subversivo, ya estamos acostumbrados por desgracia a ese estilo que puso en marcha Aznar en Castilla-León. Sin él, el resultado hubiera sido el mismo. El PP tiene ese techo en Cataluña y si ante esta apuesta no ha dado un tirón lo tiene difícil.
    Ezquerra no ha recogido los votos que pierde CIU, son dos fuerzas que ni aún el independentismo une. Sus planteamientos económicos y sociales son completamente opuestos y no podrían construir un país gobernable. Ha recibido votos de una izquierda del PSOE muy tibia con los recortes y el mapa autonómico.
    El PSC no se ha hundido más por que ha recibido una parte de los votos que se llevo CIU como castigo por la gestión del tripartito. Posiblemente sean suyos y han vuelto para no dejar hundido un partido necesario para la gobernabilidad de Cataluña. Necesita un reflexión muy profunda.
    Iniciativa sigue fuerte con un líder serio y honrado que inspira confianza y que paso a paso con responsabilidad se está ganado un espacio permanente en el arco parlamentario.
    El nuevo partido y Ciudadans son los clásicos partidos que crecen cuando la marea está revuelta, pero que pueden desaparecer o casi, cuando la situación política se normalice.
    Por otra parte, siempre el pueblo catalán ha sabido diferenciar muy bien cuando vota en clave autonómica o nacional. Lo ha demostrado suficientemente. En esta ocasión también. Aventuras las justas.

  5. Lo que nos pasa a los catalanes- y me temo que al resto del mundo- es que confundicmos nuestros deseos con la realidad, y lo que es peor aún la realidad con los medios de comunicación. En Catalunya llevamos unos lustros bajo una presión mediática que no se la salta un galgo, más todavía en los dos últimos años. ¿Qué pasa? Pues que el tema independentista está inflado de una manera que por fortuna pra tds no responde más que a la realidad de los masmedias. Las cosas se pondrán en su sitio por sí solas, esto es el comienzo.

  6. Pues no, no debe dimitir. Se mantuvo la expectativa de mayoría absoluta hasta que el poder central sacó su estrategia de reventar elecciones ajenas y fomentar el voto más radical. Teniendo en cuanta los recortes atroces que ha tenido que llevar a cabo que hubieran derrocado cualquier gobierno democrático, él sigue siendo el ganador de las elecciones y sus postulados totalmente vigentes.

  7. El gobierno nos prepara un viaje, y curioso pese a la crisis todos tenemos billete pagado. Es un viaje a 1984. No ,no es un viaje en el tiempo, es algo mucho mas tétrico y desesperanzador es un viaje hacia el pronostico de Orwell .
    Ahora que lo sabes ¿ subirás a ese tren ?

Deja un comentario

La moderación de comentarios está activada, no hay necesidad de reenviar comentarios.