Por si anoche te acostaste pronto, te diré que en los partidos de la Europa Liga, hubo algunos resultados sorprendentes, como la derrota del Atleti en el Calderón por 0-2 ante los rusos del Rubin Kazán, la del Nápoles  en su campo 0-3 ante los checos del Viktoria Piltzen o la del Liverpool 2-0 en San Petersburgo.

Pero lo mejor fue la victoria del Levante en Valencia por 3-0 ante los griegos del Olimpiakos, que acaban de contratar a Michel como entrenador. El Olimpiakos es el líder ahora en la liga griega, y el Levante continúa en una progresión fantástica, que le va a meter en octavos de final de esa Europa Liga con equipos importantes y poderosos de Europa, que posiblemente desconozcan que el Levante es el segundo presupuesto más barato del fútbol español, junto al Rayo, y que con un entrenador sensato, unos futbolistas que saben que su vida profesional depende de que ellos mantengan con vida económica  a su club, ha conseguido que ese equipo sea mínimamente rentable y se autofinancie con resultados tan espectaculares como los que está consiguiendo.

Es curioso que los clubs que han tenido que verse en manos de administradores judiciales, como el Rayo o el Levante, ahora sean los más saneados y los mejor colocados, quizá por aquello de que la necesidad hace virtud.