La madrugada del domingo arranca:

¡El mayor espectáculo del mundo!

Y lo es porque la Super Bowl reúne a 100 millones de espectadores, solo en EE.UU., durante 4 horas. Así que imaginaos lo que vale un anuncio durante la final y el dinero que se mueve los días previos y durante el partido. En 2010, una empresa que quisiera colocar un spot de 30 segundos durante el partido, tenía que abonar cerca de 2,5 millones de dólares (1,7 millones de euros).

Y es que al margen del evento deportivo, la Super Bowl es uno de los acontecimientos sociales más importantes en Estados Unidos. Está considerado como un acto social en el que la gente se reúne delante del televisor para ver el partido. Y es la segunda fecha del año en la que más comida y bebida se consume, solo por detrás del Día de Acción de Gracias.

Además, es el único partido de la temporada en el que los dos equipos pueden llevar a sus animadoras (cheerleaders). Algo que no va a ocurrir este domingo, porque Packers y Steelers son dos de los seis equipos que no tienen animadoras en la NFL. Así que será la primera vez en 45 años que no haya cheerleaders en una final.

Los que no son aficionados ven el fútbol americano como un deporte de músculo, pero cuando conoces el football te das cuenta que es todo lo contrario, es, quizás, el deporte con más cabeza. Casi nada se improvisa, todo está estudiado. Cada jugada que se plantea, cada yarda que se avanza, cada pulgada que se consigue.

Es el único juego en el que se cambia el once tras cada jugada. Y es más ¿habíais visto antes a un arbitro explicando el por qué de sus decisiones? O a un arbitro yendo a mirar el vídeo para dirimir jugadas dudosas. Son algunas de las peculiaridades que hacen de éste un Juego distinto, atractivo y espectacular. Y podemos decir sin equivocarnos que el football es el deporte yanqui por excelencia, por encima del baseball, el basketball y el hockey.

Mi generación creció con Joe Montana (49ers) y Dan Marino (Dolphins). Y los héroes de hoy son Peyton Manning (Colts), Tom Brady (Saints), Kurt Warner (Cardinals) y Ben Roethlisberger (Steelers).

No te pierdas el resto de curiosidades y temas imprescindibles de seguir de la Super Bowl de este año, que estamos preparando para mañana…